Aprueban diputados fomento de tecnologías contra cambio climático

Para fomentar el uso de tecnologías que mitiguen y adapten los efectos del cambio climático en las actividades agropecuarias del país, el Pleno de la Cámara de Diputados aprobó con 449 votos a favor, en lo general y en lo particular, el dictamen a la minuta con proyecto de decreto para reformar el artículo 116 de la Ley de Desarrollo Rural Sustentable.

El dictamen que adiciona el segundo párrafo de ese precepto, establece que tendrán preferencia pequeños productores y agentes económicos con bajos ingresos, zonas del país con menor desarrollo económico y social, proyectos productivos rentables o altamente generadores de empleo, y los que empleen tecnologías de mitigación y adaptación a los efectos del cambio climático. Se remitió al Ejecutivo federal para sus efectos constitucionales.

Al fundamentar el dictamen, el diputado Eraclio Rodríguez Gómez, presidente de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural, Agrícola y Autosuficiencia Alimentaria, urgió priorizar el acceso al financiamiento para proyectos productivos que transformen el paradigma agropecuario en México, a fin de mejorar la productividad agrícola con el desarrollo de tecnologías que mitiguen el cambio climático y adecuen los procesos productivos con una visión de control del calentamiento global.

Sostuvo que el campo es directamente vulnerable al cambio climático, porque el aumento de temperaturas reduce la producción, proliferan malas hierbas y pestes, y los prolongados periodos de lluvias provocan la pérdida de cosechas a largo plazo, lo cual afectará en un alza en los precios de los alimentos básicos.

Además, la disponibilidad de calorías para el año 2050 será menor provocando la desnutrición infantil en 20 por ciento.

Por ello, convocó a tomar medidas urgentes de apoyo al campo y favorecer dentro del Programa Especial Concurrente los proyectos productivos que empleen tecnologías que mitigan y adoptan los efectos del cambio climático, con la necesaria inversión del Estado mexicano.

En los posicionamientos, por el PVEM, el diputado Óscar Bautista Villegas apuntó que está en riesgo la sustentabilidad alimentaria del país por la pérdida o disminución de la producción de cultivos y animales para consumo humano. Urgió a implantar medidas que garanticen obtener suficientes alimentos y mantener condiciones adecuadas en la oferta y demanda.

Debe darse prioridad al financiamiento de proyectos productivos que desarrollen tecnologías que mitiguen el cambio climático, sean más eficientes y eficaces y mejoren la productividad de los cultivos, porque se presentan rezagos importantes en México “existen áreas que necesitan ser exploradas y desarrolladas a la brevedad posible para atender fenómenos que ponen en riesgo la vida de los seres humanos”. El uso sustentable de los recursos naturales implica la utilización de métodos innovadores que favorezcan la conservación y preservación del medio ambiente.

A nombre del PRD, la legisladora Mónica Almeida López se pronunció por impulsar estrategias para potenciar al sector agroalimentario con el uso de tecnologías de mitigación y adaptación a los efectos climáticos. Disposiciones a contemplarse en las reglas de operación de los programas presupuestales de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural.

Resaltó la necesidad de incluir en mayor medida a los científicos para aprovechar su experiencia en investigación y desarrollo tecnológico para maximizar los resultados, a fin de que participen en el diseño e integración de proyectos presupuestales y demás políticas públicas en materia de cambio climático que garanticen el derecho humano a un medio ambiente saludable y seguro de desastres climáticos, promoviendo la sustentabilidad de ecosistemas vitales para todos.

Por Movimiento Ciudadano, el diputado Juan Martín Espinoza Cárdenas propuso priorizar proyectos rentables o generadores de empleos que mejoren la productividad, a través de tecnologías que mitiguen el cambio climático, para que a su vez pequeños productores y agentes económicos con bajos ingresos tengan preferencia y empleen estos métodos, así como la integración y fortalecimiento de la banca social.

El diputado Jesús Fernando García Hernández (Morena) lamentó que el cuidado al medio ambiente, respeto a las zonas protegidas y desarrollo de tecnologías sustentables se limite a un tema político, y no se haya configurado como una política de Estado, que es primordial. “Una de las principales áreas pendiente a desarrollar es la incorporación de los avances científicos y tecnológicos en la producción de miles de pequeños productores”.

“Es necesario establecer esquemas de financiamiento que permitan el desarrollo sustentable en forma y en tiempo para que la protección y mantenimiento del medio ambiente sea una realidad y no quede en discursos. Discursos que el pueblo de México ya está harto de ellos”.

A nombre del PES, el legislador Miguel Acundo González destacó la importancia de esta reforma que establece en la política de financiamiento del desarrollo rural sustentable a productores que empleen tecnologías de mitigación y adaptación a los efectos del cambio climático, el cual provocará que más de la mitad del territorio nacional cambie sus condiciones de temperatura y precipitación, afectando las regiones de latitudes bajas y zonas costeras.

Las personas más afectadas serían quienes dependen de la agricultura por temporal. En México el 88 por ciento del total de unidades de producción agrícola están en situación difícil. Las estimaciones globales muestran que un aumento de temperatura de 2.3 a 5.1 grados, los ingresos agrícolas pueden disminuir de 43 a 54 por ciento en el país, indicó.

El diputado del PRI, Juan Francisco Espinoza Eguia apuntó que actualmente existen tecnologías que pueden coadyuvar a mitigar el impacto del cambio climático, pero es necesario promoverlas con los agricultores para que las incorporen en sus cultivos, porque la agricultura requiere fortalecerse frente a los fenómenos meteorológicos, mantener el abasto de alimentos y proteger el empleo de los trabajadores del campo.

El cambio climático es una realidad y los desastres naturales  extremos podrían convertirse en un grave problema para el país, por lo que se necesita implantar cuanto antes medidas que promuevan los cambios y adaptación a este fenómeno.

Del PAN, el diputado Carlos Carreón Mejía se pronunció por fomentar la participación ciudadana para prevenir y elaborar tecnologías sustentables que ayuden a detener la emisión de gases a la atmósfera. La visión de desarrollo sustentable debe estar presente en todas las acciones de gobierno, adaptándose a los cambios sociales, económicos y de medio ambiente.

Afirmó que el crecimiento rural no debe ni puede estar desvinculado del desarrollo sustentable ni utilizarse para fines políticos. Resaltó la importancia de vigilar los programas como Crédito Ganadero a la Palabra, Fertilizantes, Precios de Garantía a Productos Alimentarios Básicos, y Producción parar el Bienestar, “al no estar vinculados desde el decreto del Presupuesto de Egresos de la Federación y ser sujetos a reglas de operación no aseguran que la aplicación de los recursos públicos se realice con eficiencia, eficacia, honradez y transparencia”.

El diputado de Morena Rodrigo Calderón Salas, afirmó que 19 estados sufren los estragos del cambio climático, cuya variación afecta el rendimiento y productividad de la agricultura, ganadería y pesca, provocando pérdidas superiores a los 15 mil millones de pesos y de la biodiversidad. Las entidades más afectadas son Sinaloa, Tamaulipas, Veracruz, Oaxaca y Chiapas, en particular las cosechas de maíz y frijol. Por ello, usar tecnologías amigables en el agro es clave para enfrentar los efectos meteorológicos.

El diputado Marcelino Rivera Hernández (PAN) indicó que la propuesta de apoyar a las empresas rurales que empleen tecnologías de mitigación y adaptación a los efectos del cambio climático es correcto y adecuado. Este tipo de acciones contribuyen al desarrollo del campo, de forma sustentable. Sobre todo, porque el impacto del fenómeno climático amenaza la seguridad alimentaria mundial, debido a que la agricultura es extremadamente vulnerable por la reducción de la producción.

El diputado del PES, Héctor Joel Villegas González refirió la importancia de minimizar las emisiones de bióxido de carbono y disminuir los efectos del cambio climático en el medio rural. Esfuerzo en el que todos están inmersos, para atemperar el aumento de la temperatura, la cual provoca la proliferación de insectos provenientes de zonas más cálidas que trastoca directamente a la agricultura y ganadería, desarrollando nuevas enfermedades. (Mexicampo)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *