Indígenas acusados de homicidio, sin apoyo de intérprete

Tenango del Valle, Méx., La audiencia en la que se definirá el futuro de los seis indígenas nahuas de San Pedro Tlanixco encarcelados desde hace 15 años y medio por la muerte del floricultor español Alejandro Isaak Basso, en 2003, no se ha realizado porque el juzgado primero penal de Toluca, con sede en el centro preventivo de Santiaguito, en Almoloya de Juárez, no cuenta con un intérprete para asesorar a los reos.

En la reposición de este proceso penal los indígenas podrían ser liberados si el Ministerio Público se desiste de la acción penal, como solicitó el pleno del Congreso mexiquense el viernes pasado. El abogado de los presos, Antonio Lara, consideró que la falta de un intérprete de náhuatl (no un traductor) es una violación más a las garantías de sus representados y dijo que el Estado mexicano está obligado a brindar este servicio lo antes posible.

El 17 de enero, un magistrado de segunda instancia del Poder Judicial mexiquense dejó sin efecto la sentencia de 50 años de prisión contra tres de los seis indígenas al comprobarse que hubo irregularidades en el juicio que se les siguió durante 11 años (entre ellas la falta de un intérprete), además de que no hay elementos que sustenten la condena. Los indígenas afirman que el empresario español murió en forma accidental. (La Jornada)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.