Acecha alto excedente a industria azucarera

Con una caída importante en el consumo de azúcar en México y un menor cupo de exportación a EU, la industria azucarera podría enfrentar un excedente por lo menos de un millón de toneladas que tendrá que enviar a otros mercados.

En una primera estimación de la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera (CNIAA), se previó que la baja en el consumo interno iba a ser de 5 por ciento al cierre del ciclo azucarero 2017-2018, pero el reporte final arrojó una caída todavía mayor, de 6 por ciento. Por otro lado, el cupo que se fijó para exportar azúcar a EU entre el primero de octubre de este año y el 30 de septiembre de 2019 es 30 por ciento menor al que se estableció en el periodo previo, quedando en 750 mil 876.85 toneladas métricas valor crudo, de acuerdo con lo publicado en el Diario Oficial de la Federación.

El problema es que México producirá todavía 4 por ciento más azúcar para la zafra 2018/2019 comparada con la anterior, equivalente a 239 mil 681 toneladas adicionales para alcanzar las 6 millones 249 mil 201 toneladas de azúcar, de acuerdo con el primer estimado de producción del Comité Nacional para el Desarrollo Sustentable de la Caña de Azúcar (Conadesuca).

“Son los tres factores que vemos con preocupación: menor consumo, menor cuota para EU y mayor producción”, dijo Humberto Jasso, presidente ejecutivo de la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera (CNIAA). Esto, añadió, es una situación que provocará que México tenga que exportar adicionalmente un millón de toneladas de azúcar fuera de EU. “Un millón es muchísimo.

Para exportar un millón fuera de EU es muchísima cantidad, eso es además de las 300 mil que ya se están exportando estos meses que son de la zafra pasada. “Es una cantidad muy grande. Sí nos afecta mucho”, manifestó. Añadió que aunque la normatividad gubernamental garantiza la exportación del excedente, el azúcar saldrá del País pero a un precio muy castigado, lo que afecta los ingresos de ingenios y cañeros.

El azúcar cruda que se exporta a EU tiene que ir a un precio mínimo de 23 centavos de dólar por libra (actualmente está en 25 centavos de dólar), lo que contrasta con el que se maneja en el mercado mundial, que es de 13 centavos, detalló.

“Está casi a la mitad, eso repercute en que ese millón se le paga mucho más barato al cañero y a los ingenios nos implica menos ingresos, es el problema de tener un excedente tan grande”, dijo. Cuando hay grandes excedentes, los mercados a los que se envían son Canadá, el Caribe y norte de África.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *