Desde 2016 comunidades de Oaxaca alertaron de contaminación de minera

Desde 2016 comunidades del Valle de Ocotlán, en Oaxaca, advirtieron del posible desbordamiento de residuos de la compañía Fortuna Silver Mines, que contaminó el río El Coyote, de Magdalena Ocotlán, el pasado 9 de octubre.

“Las comunidades aledañas alertaron que la presa de jales estaba cerca de su límite de almacenamiento y temían un desbordamiento durante la temporada de lluvias. Pobladores de una comunidad en la parte baja de la mina señalaron la presencia de peces muertos después de una bajada de agua en el arroyo Lachilana debido a una tormenta”, revela el reporte Minería y privilegios, de Oxfam México.

Al respecto, Roberto Stefani, coordinador del proyecto Pueblos Indígenas Combatiendo la Discriminación, de Oxfam, planteó que además de las lluvias la sismicidad en Oaxaca puede provocar que en cualquier momento alguna presa se pueda desbordar.

“Oaxaca es un estado muy sísmico, entonces cualquier presa en Oaxaca puede ser sujeta a rupturas debido a los sismos y en segundo lugar porque la presa de jales tiene una capacidad limitada y en el caso de lluvias excesivas se puede desbordar como sucedió, y esto es un riesgo inminente y las comunidades advirtieron desde hace mucho tiempo que esta presa de jales se podría desbordar”, dijo.

“Las comunidades saben que dentro de esta presa de jales hay sustancias tóxicas, no sabemos exactamente qué tipo de sustancias, pero son aguas que se usan para limpiar el metal”, acotó. En entrevista señaló que en unos 15 días estará listo el reporte de las muestras que las organizaciones levantaron en el río para ver el grado de contaminación que se produjo. (Excélsior)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.